Los burgaleses muestran una visión confusa de la discapacidad intelectual